Los ratones Madrid, reyes de las calles y los edificios.

6494032007_938b7ff803_qLa plaga de roedores, de los que siempre ha habido presencia en el sistema de alcantarillado, dominan actualmente las calles de la capital de España. Las ratas y ratones Madrid, desde hace un par de años están abandonando su hábitat natural, para acercarse a las edificaciones humanas.

En la Península Ibérica existen dos especies autóctonas de los ratones, el ratón de campo (apodemus sylvaticus), y el ratón doméstico (mus musculus/domesticus). La primera especie no es tan fácil de encontrar en Madrid, ya que suelen vivir en zonas más rurales, donde encuentran alimentos y escondrijos en almacenes donde no habitan humanos, Por otra parte, los ratones Madrid pertenecen en su mayoría a la especie ratón doméstico, que a pesar que prefiere hacer sus madrigueras escarbando en tierra, es muy normal encontrar presencia del mismo en edificios y locales.

En la capital, desde la huelga de limpieza de 2013, sumado a los cambios climatológicos de los últimos años, no resulta extraño encontrar un mayor número de ratones Madrid, que están abandonando las cloacas, por el gran número de animales e insectos que se encuentran en ellas, para acercarse a casas y locales, donde encuentran condiciones más optimas para su supervivencia.

Estos ratones, no tienen periodos de hibernación, por lo cual, en los meses más fríos de la capital, y en los que les resulta más difícil encontrar alimentos, suelen trasladar sus madrigueras a lugares más cálidos, y donde les resulta más fácil encontrar alimento, como son la casas, hoteles, o locales. Si en una casa el ratón es peligroso, porque mordisquea cualquier cosa que tenga a su alcance y deja excrementos por los rincones más recónditos, en un establecimiento público es un desastre. Cuando aparecen ratones Madrid en un establecimiento público, el buen nombre de este cae en picado, además que puede ser clausurado por el departamento de Sanidad pública por incumplir las normas de higiene obligatorias para este tipo de empresas. Por ello, desde Todoplagas tenemos un plan de actuación para eliminar el problema de los ratones Madrid, totalmente adaptado a las necesidades de los clientes.

Los ratones pueden convertirse en muy poco tiempo de un problema puntual en una plaga seria, ya que tantos sus orines como los excrementos pueden resultar tóxicos para seres humanos y animales domésticos. Además, al tener un sentido de la vista muy mermado, la manera que tienen los ratones Madrid de conocer su entorno es tocar y mordisquear todo, por lo que puede causar problemas eléctricos, por mordisquear cables dentro de la casa, así como problemas de salud al tocar y morder comida que más tarde va a ser consumida por humanos.

Como explicamos desde Todoplagas, es muy importante la eliminación total de los ratones, para que no traigan plagas asociadas a estos, o a sus cadáveres, como son los gusanos y las moscas, por lo que nuestros técnicos expertos de Todoplagas aplican un sistema con rodenticida y anticoagulantes, que hacen que el ratón sufra un proceso de disecación cuando muere, convirtiéndose al poco tiempo en polvo, impidiendo así cualquier problema de olores. Además, si los casos lo requieren, en Todoplagas aplicamos un sistema de monitorización para controlar el flujo de ratones Madrid, y no permitir que vuelvan a convertirse en plaga.

¡Contacte con nosotros!